Pulsera de ganchillo

Hola, como va ese miércoles? Ánimo, que ya queda nada para el fin de semana. Para animaros os traigo una manualidad muy veraniega y con mucho color. De esas que se hacen en un ratito tonto pero que te alegran el día. 
Hoy vamos a hacer una pulsera de ganchillo. 
Para ello solo tenéis que escoger los colores que más os gusten y seguir el patrón que os he dibujado aquí abajo. 
Venga, que es muy fácil. 


El primer paso es hacer una cadeneta todo lo larga que queramos la pulsera según el tamaño de nuestra muñeca.


Con el mismo color haremos toda la vuelta de puntos altos. Cuando hayamos terminado la vuelta, es el momento de aprovechar para hacer el ojal por donde pasaremos el obtón que nos servirá de cierre. Para ello haremos cinco o seis puntos de cadeneta al aire (dependiendo del tamaño del botón) y lo cerraremos con un punto enano justo en el otro extremo del punto alto (el primer punto que hemos hecho en la labor).


Cambiaremos el color y haremos toda una pasada de puntos bajos.


Y por último haremos el reborde haciendo cinco puntos altos juntos en un mismo punto, saltamos un punto y hacemos punto bajo, saltamos un punto y hacemos cinco puntos altos en el mismo punto...y así sucesivamente hasta acabar la vuelta. 


Por último solo tenemos que coserle el botón y ya tendremos nuestra pulsera terminada. 
Podemos jugar con los colores, los puntos y la anchura para hacer pulseras completamente diferentes. En el mundo de las pulseras de gomitas estas van a ser la sensación (jejeje). 



Espero que os haya gustado, si es así no os olvidéis de compartir, de darles me gusta o lo que toque, yo os espero aquí mañana con cosas nuevas. Nos vemos.
Hola, ¿qué tal?. ¿Dándole la bienvenida al verano?. Yo he estado un poco ausente esta última semana ocupada con los preparativos de fin de curso y todo lo que conlleva (las que sois mamás me entenderéis).
Los niños han acabado el cole y se presenta ante ellos nada menos que casi tres meses de calor, helados, playa/piscina, levantarse tarde y planes con los amigos...
En medio de todo eso tiene que quedar un ratito para recordar todo lo que hemos aprendido durante el curso para que no se nos haga muy dura la vuelta al cole.
No digo deberes, que no soy muy partidaria, pero sí recordar un poco las letras y los números de la forma más divertida posible.
Quizás entonces os venga bien este silabario que he preparado para esos niños que están en edad de aprender a leer.


No tiene mucho misterio, son simples recuadros, cada una con su sílaba (en mayúscula y en minúscula) acompañado de un dibujo con esa sílaba.
He intentado incluir todas las sílabas y una imagen con cada una de ellas (y eso de que algunas ha sido muy difícil).
A pesar de todo lo comparto en formato word para que podáis modificarlo a vuestra elección. Si queréis incluir imágenes de miembros de la familia o palabras que sean más familiares para vuestros hijos.

Solo tenéis que descargaros el archivo y ya está.
Yo he realizado un pequeño librito introduciendo cada una de sus páginas en un archivador de hojas transparentes. Si hacéis lo mismo el niño lo tendrá a mano como un cuento más y podrá manejarlo con más autonomía.
Espero que os guste. Ya me contaréis.

Haced click aquí para descargaros el silabario.


Espero que vuestros niños le saquen mucho partido y aprendan desde pequeñitos el placer de la lectura.
Un saludo y nos vemos con cositas nuevas.
Flor de tela círculo plegado.

Por fin viernes y aquí vengo yo con un nuevo tipo de flor de tela para que podáis estar entretenidas este fin de semana. 

Es la penúltima flor del mini curso de flores de tela que llevamos haciendo ya desde hace algunas semanas en el que hemos visto como hacer los siguientes tipos de flores de tela: 


Y hoy vamos a aprender a hacer una flor muy original y muy poco vista (creo) pero facilísima y resultona como todas. 
Se trata de hacer una flor plegando un círculo sobre si mismo tal y como vereis en las fotos. 


Para hacer esta flor tan solo necesitamos un círculo de tela algo grandecito, pero todo dependerá del tamaño de flor que queramos.


El primer paso es plegar un poco uno de los lados del círculo y lo sostenemos.
A continuación plegamos de la misma manera otro lado del círculo que comprenda parte del pliegue que hemos hecho ya. (En la fotografía se verá más claro).


Lo sostenemos también y plegamos otro costado del círculo que comprenda parte del pliegue anterior y así progresivamente, poco a poco vamos dando la vuelta a todo el círculo plegando siempre un costado que ya está plegado, con lo cual, al final se sostiene toda la flor por un único punto plegado.




Cuando ya tenemos plegado todo el círculo solo tenemos que dar un par de puntadas para asegurarnos de que no se deshaga. Yo, además le he cosido un pequeño botón, para decorar y para camuflar las puntadas. 


Ya tenemos lista nuestra flor. Aunque no lo parezca es una flor super sencilla, pero es un poco difícil de explicar, espero que por las fotos podáis ver como se hace.


Otra versión es hacer varios pisos de la misma flor pero cada vez un poco más pequeña. También quedan muy bonitas, no os parece?


Espero que os haya gustado la flor de hoy y os recuerdo que tenemos cita el viernes que viene con la última flor de tela del mini curso.
Hasta entonces.